Te puede interesar: https://www.ibw.com.ni/2022/03/como-entrar-al-metaverso-de-facebook-paso-a-paso/

Los métodos de detección de mentiras probablemente han existido desde que se inventaron las historias y cuentos fantásticos.  

Un tercio de nosotros miente cada día. La tecnología: Softwares de detección de mentiras

“Alrededor de un tercio de la población cuenta una gran mentira cada día”, dice el psicólogo Richard Wiseman.

Aun así, una encuesta reciente muestra que un 5% de nosotros asegura no haber mentido jamás.

La razón por la que no somos buenos detectando mentirosos es porque somos seres visuales.

Grandes partes de nuestro cerebro se dedican al procesamiento visual, y es por ello que nos apoyamos en este tipo de pistas cuando intentamos descubrir a alguien mintiendo: ¿se mueven alrededor del asiento?, ¿gesticulan mucho?, ¿cómo son sus expresiones faciales?

El siglo XX se vio la invención de las primeras máquinas de detección de mentiras o polígrafos. El más conocido de ellos es el polígrafo analógico, que normalmente tiene tres o cuatro agujas llenas de tinta que oscilan sobre una tira de papel en movimiento. La persona tiene sensores conectados a sus dedos, brazos y cuerpo y la máquina luego mide la frecuencia respiratoria, el pulso, la presión arterial y la transpiración mientras responde una serie de preguntas.

Recientemente una universidad de Israel ha desarrollado un nuevo método de detección de mentiras. Dicen que han identificado dos tipos de mentirosos: los que involuntariamente mueven las cejas cuando dicen una mentira y los que no pueden controlar un ligero movimiento de labios justo en las comisuras.

Su software y su algoritmo ahora puede detectar el 73% de las mentiras y tienen la intención de mejorar eso a medida que desarrollen el sistema. “Cuando tratas de ocultar una mentira, una de las cosas que tratas de evitar es cualquier tipo de reacción corporal”.

En la Universidad Erasmus de Róterdam, Países Bajos, un grupo de investigadores utilizan una máquina de imágenes por resonancia magnética (IRM, por sus siglas en inglés) para detectar si alguien está mintiendo o haciendo trampa. Lo hacen buscando cambios de color en los escáneres cerebrales.

Un sistema de detección de mentiras de alta tecnología que ya está en uso es EyeDetect de la firma Converus con sede en EEUU. Se le pide a un individuo que responda una serie de preguntas de verdadero o falso, o sí y no. Mientras lo hacen, el software de seguimiento ocular observa y estudia sus respuestas. El resultado está listo en cinco minutos y afirman que tiene una precisión del 86 al 88%.

Fuentes: https://www.bbc.com/mundo/noticias/2011/09/110913_detector_de_mentiras_il

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.